Gastos médicos menores

Un seguro de Gastos Médicos Menores funciona muy bien en su uso en Guatemala.  Es ideal para cubrir gastos médicos cotidianos (médicos, laboratorios, medicamentos, etc), ya que su cobertura es vitalicia.

El funcionamiento de este tipo de seguros es ampliamente conocido.  El asegurado tiene acceso a una red de proveedores de médicos, laboratorios y hospitales, donde puede acudir y utilizar su seguro.

Médicos:  se hace la cita con el médico de la red que sea de la preferencia del paciente y se cancela únicamente el co-pago que corresponde.

Laboratorios: para exámenes generales funciona de la misma forma que los médicos, mientras que para exámenes más especializados es necesaria una pre-autorización.

Hospitales: puede hacer uso de ellos en caso de emergencia o una intervención programada.  La forma de pago es por reembolso o pago directo.

Medicamentos:  Si la póliza contratada incluye medicamentos, el procedimiento es: el médico prescribe las medicinas necesarias, completa, firma y sella el formulario y el asegurado debe enviarlo a la compañía de seguros para solicitar la autorización.  Una vez autorizados, los medicamentos se pueden adquirir en cualquier farmacia de la red, pagando únicamente el co-pago establecido.

Este tipo de seguros funcionan bien para usos cotidianos, se debe considerar que la cobertura es limitada en cuánto a proveedores y monto.   La suma asegurada en este tipo de seguros es vitalicia, es decir no se renueva anualmente (es por un monto predeterminado hasta agotarse).

Idealmente, una persona debe tener cobertura con un seguro de Gastos Médicos Menores y completar su protección con un seguro de Gastos Médicos Mayores, que puede ser definido de acuerdo a las necesidades individuales de cada persona.

¿Le interesa obtener una cotización? Con la siguiente información, podremos contactarle para servile mejor.

Deja un comentario